Asesinan a otros dos jóvenes en el corregimiento de Mondomo

No para la violencia en la zona rural del municipio de Santander de Quilichao, en el norte del Cauca. La alcaldía guarda silencio frente a este fenómeno.

Asesinan a otros dos jóvenes en el corregimiento de Mondomo

En las últimas horas se confirmó el asesinato de otros dos jóvenes indígenas en medio de un hecho registrado en la vereda Tres Quebradas del corregimiento de Mondomo.  

"Los testigos indicaron que varios sujetos, armados, llegaron hasta el establecimiento donde departían las dos víctimas, luego de ubicarlas y abordarlas, procedieron a sacarlas a la fuerza del lugar, para después ser llevadas hacia un lugar medio boscoso", fue la versión preliminar de las autoridades.

Posteriormente,  los sujetos procedieron a ultimar a estos dos jóvenes, quienes respondían a los nombres de Willmer Valencia y Camilo Puní, quienes residían en las veredas Nacedero y Guaitalá respectivamente.  

Con este caso ya son cuatro personas asesinadas durante este fin de semana en este corregimiento, el cual pertenece a uno de los municipios más prósperos del norte del departamento.

"No sabemos por qué siendo uno de las zonas más prósperas de la región, porque hay oro, coca y multinacionales, la gente tiene que vivir en medio de tanta violencia, cada fin de semana reportan el asesinato hasta de dos personas en este corregimiento", denunciaron líderes sociales de este municipio.

Mientras tanto, los integrantes de la fuerza pública exponen que esta ola de violencia se debe, en parte,  a la pugna  entre grupos armados al margen de la ley que delinquen en esta población.

"Acá en esta zona están las disidencias de las Farc, una facción del Eln y grupos delictivos al servicio de los narcotraficantes, todos se dispuesta este territorio porque Mondomo es uno de los accesos al Naya, donde existen centenares de laboratorios, cultivos y rutas para el transporte de narcóticos, también hay mucha minería ilegal", explicaron integrantes de la Sijín de la Policía.      

A lo anterior se suma que Mondomo y los demás corregimientos de la zona norte del Cauca están completamente militarizados, aumentando así la tensión entre las comunidades porque saben que esto genera más violencia.