Cauca en el ‘top 10’ de elefantes blancos, obras inconclusas y proyectos críticos

Así lo da a conocer a Contraloría General de la República, a través del COMUNICADO DE PRENSA No. 154

Cauca en el ‘top 10’ de elefantes blancos, obras inconclusas y proyectos críticos

Con alertas de la DIARI por casi $64 billones, el rescate de elefantes blancos por $8,4 billones y un aumento de 1.407% en el resarcimiento patrimonial, concluye gestión  revolucionaria del control fiscal

·        El control preventivo logró demostrar que es la mejor arma para anticiparse a los corruptos.

·        La DIARI elevó 2.601 alertas por $63.9 billones, al identificar riesgo de pérdida de recursos.
·        Con el apoyo de la ciudadanía, la Contraloría salvó 809 obras a cargo del Fondo de Financiamiento de la Infraestructura Educativa (FFIE) por $1,71 billones.
·        Con la implementación de la estrategia Compromiso Colombia, se pudieron terminar o reactivar 938 obras, por más de $7.000.000 millones, que se encontraban paralizadas, en estado crítico o en riesgo de incumplimientos mayores.
·        Por irregularidades en el Programa de Alimentación Escolar (PAE), la Contraloría tramita 154 procesos de responsabilidad fiscal por $47.000 millones.
·        En el período 2018-2022, se logró el resarcimiento de daños causados al patrimonio público por valor de $9.4 billones, en desarrollo de 963 actuaciones de responsabilidad fiscal. Una cifra récord para la CGR.
·        El resarcimiento al patrimonio público aumentó en un 1407%, el número de fallos con responsabilidad fiscal en un 20% y su cuantía en un 1.449%.
·        Con corte a 30 de junio de 2022, existen 5.598 responsables fiscales que le deben al Estado la suma de $7.557.649 millones, por concepto de fallos con responsabilidad fiscal en firme.

Bogotá, 2 de septiembre de 2022.- La Contraloría General de la República rindió hoy resultados de la gestión del período 2018-2022, a cargo del Contralor Felipe Córdoba, resaltando los numerosos logros y beneficios que trajo el control fiscal preventivo y concomitante, las alertas constantes sobre millonarios contratos que ha realizado la DIARI, los significativos aumentos del resarcimiento de daños fiscales, así como  la reactivación de obras paralizadas o en estado crítico que se alcanzó con el apoyo de la ciudadanía en todas las regiones del país.

Y hay más resultados contundentes, que bien pueden llamarse hitos del control fiscal, como el mayor rescate en la historia  de la Contraloría  (el pago de $4,3 billones que se dio tras la condena por el caso Hidroituango), el fallo con responsabilidad fiscal por $2.9 billones contra cinco ex funcionarios de Reficar y cuatro contratistas, en razón a los mayores valores invertidos en la modernización de la refinería, la lupa que se le puso a los recursos de la pandemia y el Plan Nacional de Vacunación,  el rescate continuo de proyectos a cargo del Fondo de Financiamiento de la Infraestructura Educativa (FFIE), la recuperación de $22.214 millones de un daño patrimonial en Electricaribe, y la alianza estratégica con ciudadanos organizados en veedurías para sacar adelante obras y proyectos que por años estuvieron estancados.

A eso se suman los millonarios hallazgos fiscales que se dieron como fruto de la labor auditora y los resultados sin antecedentes en materia de responsabilidad fiscal; los hallazgos y alertas sobre temas ambientales, situación de las cárceles, concentración de subsidios agropecuarios y derroche de recursos de la salud;  y los seguimientos permanentes a las condiciones de operación del Programa de Alimentación Escolar (PAE),  a la plata del posconflicto y la reconstrucción de Providencia, Mocoa y Gramalote; y los 11 fallos con responsabilidad fiscal por cerca de $46.700 millones que se han producido con ocasión de los fallidos Juegos Nacionales de Ibagué, entre muchas intervenciones y pronunciamientos de la CGR.

Cifras destacadas del cuatrienio

Los resultados de la DIARI evidencian que el control preventivo funciona. Con analítica de datos e inteligencia artificial, se analiza mucha más información en menos tiempo. Por primera vez en la historia del país, se han podido conectar 11.290 fuentes de información de 1.258 entidades del orden nacional y territorial.

Desde abril de 2020, ejecutando las nuevas facultades legales y constitucionales asignadas, la DIARI ha desarrollado 28 modelos de analítica que han identificado riesgos de pérdida de recursos elevando 2.601 alertas por más de $63.9 billones.

Así mismo, la DIARI ha realizado seguimiento permanente a 487 proyectos por un valor de $14.7 billones, obteniendo beneficios fiscales en 98 de ellos por $2.4 billones

De entre una selva de 959 elefantes blancos, obras inconclusas y proyectos críticos la Contraloría rescató y facilitó la entrega a la comunidad de infraestructuras por más de $8,4 billones, que hoy mejoran la calidad de vida de miles de colombianos.

Gracias al esfuerzo de la Contraloría y al vigor del Control Social quedaron a salvo 809 obras a cargo del Fondo de Financiamiento de la Infraestructura Educativa por $1,71 billones.

El ‘top 10’ de elefantes blancos, obras inconclusas y proyectos críticos demuestra la presencia efectiva de la CGR en todos los rincones del país.

Cundinamarca: 86
Bolívar:             85
Antioquia:         82
Huila:                65
Nariño:             54
Atlántico:          53
Valle:                45
Cauca:              43
Córdoba:          42
Boyacá:            42

El impacto social de las obras rescatadas se hace visible en este ´top’ por sectores y cuantías:

Movilidad urbano-regional: $4,40 billones.
Educación e infraestructura: $1,90 billones.
Corredores estratégicos e infraestructura aeroportuaria: $420.515 millones.
Deporte y recreación: $391.008 millones.
Cultura: $148.446 millones.

Con la implementación de la estrategia Compromiso Colombia, hasta el momento, la ciudadanía ha podido incidir para la terminación exitosa o reactivación de 938 obras que se encontraban paralizadas, en estado crítico o en riesgo de incumplimientos mayores, cuyo valor asciende a algo más de $7.000.000 millones.

La Contraloría ejecutó la estrategia “No Más Conejo al PAE” y puso en evidencia varios inconvenientes con la contratación, implementación y manejo del Programa de Alimentación Escolar en toda Colombia, generando alertas sobre incumplimiento de algunos contratistas, cocinas inadecuadas, alimentos en mal estado o no entregados oportunamente. Actualmente, se tramitan 154 procesos de responsabilidad fiscal por $47.000 millones.

El control preventivo sirvió para garantizar que lleguen a buen puerto 890 proyectos con cargo al sistema de regalías por un total de $3.2 billones.

Vale destacar que, en este tema de regalías, desde el inicio de la vigencia del cuatrienio 2018-202, en el segundo semestre de 2018, hasta el corte del 30 de junio de 2022, se consolidó un total de 1.578 hallazgos con incidencia fiscal, por valor de $3.134.235.089.955.

En la primera función de advertencia que emitió la CGR en aplicación del control fiscal concomitante y preventivo, se identificaron varios riesgos de afectación negativa a los intereses públicos con relación al proyecto de construcción de la Regasificadora del Pacífico y el Gasoducto Buenaventura-Yumbo que tendría un costo de US$700 millones.

Hubo también una advertencia al Ministerio de Educación Nacional -Fondo de Financiamiento de la Infraestructura Educativa (FFIE) por una posible pérdida de recursos públicos (unos $97.000 millones), por obras que pueden quedar inconclusas o que, una vez terminadas, no puedan ser puestas en funcionamiento.

Igualmente, se aplicó la función de advertencia por los riesgos que corre el Aeropuerto del Café, asociados a incumplimientos del contratista de la Etapa 1. Y se dio una advertencia a la Unidad Nacional para la gestión del Riesgo de Desastres (UGRD) por una posible pérdida de recursos públicos ante atrasos del Programa de Reconstrucción de Mocoa.

En cuanto al proceso auditor, por citar solo unos datos, se encuentra que la Contraloría Delegada para el Sector de Infraestructura, desde febrero de 2020 hasta junio de 2022, realizó 57 actuaciones de control fiscal, y producto de las mismas se han configurado 678 hallazgos administrativos, de los cuales 80 tuvieron alcance fiscal por $330.347 millones. Y se lograron 18 beneficios de auditoría por un valor total de $31.680 millones.

La Contraloría Delegada para Gestión Pública e Instituciones Financieras estableció, durante más de 200 actuaciones de control desplegadas en el cuatrienio 2018-2020, cerca de 1.075 hallazgos, de los cuales 94 resultaron con posible incidencia fiscal por cerca de $180.000 millones. Y en materia de beneficios de auditoría (recursos que se recuperaron o se evitó que se perdieran), se tuvo una cifra cercana a los $1.700 millones.

Y en estos 4 años la Contraloría Delegada para el Sector Agropecuario adelantó más de 106 auditorías, con hallazgos fiscales por más de $42.000 millones.

Durante las vigencias 2020, 2021 y primer semestre de 2022, la entidad del sector Defensa y Seguridad con mayor número de hallazgos fiscales es el Ejército Nacional con $49.552 millones, seguido de la Agencia Logística de las Fuerza Militares con $43.109 millones; Fuerza Aérea con $1.177 millones, Policía con $4.100 millones y Fondo Rotatorio de la Policía Nacional (Forpo) con $3.597 millones.

En visitas continuas a Establecimientos Penitenciarios y Carcelarios, la Contraloría ha evidenciado alto nivel de hacinamiento, problemas en la iniciación y terminación de obras, dificultades de servicios públicos, deficiencias en diseños, estudios e interventorías y graves problemas de seguridad y de mantenimiento.

En 11 auditorías de cumplimiento a igual número de Cajas de Compensación Familiar se evidenciaron presuntos daños patrimoniales al Estado por casi 15.000 millones de pesos.

Durante la pandemia, los beneficios del control preventivo fueron muy relevantes, especialmente en las regiones: las alertas oportunas llevaron a la renegociación de contratos que inicialmente costaban $129.380 millones y cuyo valor se redujo luego a $80.233 millones.

En la cresta más difícil de emergencia sanitaria causada por el Covid-19, la Contraloría hizo seguimiento en tiempo real a los $67,4 billones de contratación de urgencia manifiesta y a los $40,53 billones de fuente FOME (Fondo de Mitigación de Emergencias).

Cifras récord en resarcimiento

En el período 2018-2022, se logró el resarcimiento de daños causados al patrimonio público por valor de $9.586.456 millones en desarrollo de 963 actuaciones de responsabilidad fiscal ($4.709.754 millones en 816 Procesos de Responsabilidad Fiscal y $ 4.876.702 millones en 147 Indagaciones Preliminares), culminadas con auto de cesación o archivo por resarcimiento por pago o reintegro de bienes, o con resarcimiento parcial.

Además, la Contraloría obtuvo resarcimiento al patrimonio público por valor de $28.163 millones, por preacuerdos y principios de oportunidad celebrados en procesos penales. Así mismo, se lograron condenas en cuantía $ 49.450 millones. Al final del periodo 2018-2022, la CGR actúa en defensa de los intereses patrimoniales del Estado en 134 procesos penales, cuya cuantía se estima en $11.262.058 millones.

Con corte a 30 de junio de 2022, existen 5.598 responsables fiscales que le deben al Estado la suma de $7.557.649 millones, por concepto de fallos con responsabilidad fiscal en firme.

En el tema de responsabilidad fiscal, se destaca un incremento significativo en los resultados y en la gestión adelantada en el cuatrienio 2018-2022 frente al periodo anterior (2014-2018). Es así como el resarcimiento al patrimonio público aumentó en un 1407%, el número de fallos con responsabilidad fiscal en un 20% y su cuantía en un 1449%.

Las cifras que la Contraloría General de la República arroja en este cuatrienio en materia de procesos de responsabilidad fiscal y resarcimiento, son excepcionales.

Se adelantaron 9.612 procesos de responsabilidad fiscal por una cuantía superior a los $31 billones y actualmente se encuentran activos, en trámite, 4.686 procesos por cerca de $13 billones.

Y se profirieron 826 fallos con responsabilidad fiscal por una cuantía que supera los 8.3 billones de pesos.

Y en total, entre procesos de responsabilidad fiscal e indagaciones preliminares, se logró un resarcimiento al erario que supera los $9.4 billones, una cifra récord en la Contraloría General de la República y en la historia del país. Nunca antes, a través de los procesos de responsabilidad fiscal, se había recuperado tanto dinero y se había logrado un resarcimiento como el alcanzado.