El periódico El País, a un paso de convertirse en otra reaccionaria revista Semana

Este medio de comunicación impreso se salvó de desaparecer gracias a la inversión del grupo Gilinski.

El periódico El País, a un paso de convertirse en otra reaccionaria revista Semana

El poderoso grupo económico Gilinski compró el periódico El País. De esta manera, se asegura el futuro del reconocido diario caleño, que, con 73 años de existencia, es uno de los decanos de la prensa en Colombia.

Hay que recordar que este diario impreso fue fundado en 1950 por el político ultra conservador Álvaro Lloreda Caicedo e inició labores el 23 de abril de ese mismo año en el centro de la capital del Valle. Es un medio de comunicación de la poderosa élite empresaria y política de la región.

A lo largo de estas siete décadas, ha sido el medio impreso líder en el suroccidente colombiano, a pesar de su visión conservadora de la vida social.  Son tan radicales en sus posturas, que no permiten sacar pobres en sus páginas sociales.

Con la adquisición por parte del grupo Gilinski, dueños también de Publicaciones Semana, El País se salvó de desaparecer y busca dar un paso fundamental para consolidar el proceso de reactivación empresarial iniciado en el año 2020.

Sobre la negociación, Publicaciones Semana, a través de un comunicado, expresó “el Grupo SEMANA cree en la importancia de la prensa regional en Colombia, y reitera su compromiso para que los ciudadanos siempre estén bien informados”.

Y añadió: “A partir de ahora, El País también le apostará a nuevas audiencias y fortalecerá su presencia en las plataformas digitales”.

Por su parte María Elvira Domínguez, directora y gerente general de El País, afirmó que “es una extraordinaria noticia para el Valle del Cauca y para Cali la continuidad de su principal medio de comunicación, que durante 73 años le ha servido a la región. Y más, bajo el liderazgo de uno de los grupos periodísticos más acreditados del Colombia, que, preservando los principios fundadores del diario, lo transformará en un medio moderno, acorde con las exigencias tecnológicas, editoriales y comerciales del mundo en que vivimos”.

“Agradecemos a todas las personas que en los últimos años creyeron y apoyaron la empresa. Tenemos, en especial, una deuda inmensa de gratitud con los empleados del periódico, los actuales y quienes nos acompañaron en horas difíciles, y con los anunciantes y nuestros lectores. También, agradecemos a los acreedores por su comprensión y solidaridad”, añadió la directora y Gerente General de El País.

A pesar de esto, hay mucha expectativa sobre cómo será la línea editorial de este periódico, más cuando el grupo Gilinski es de marcada tendencia uribista, al punto que echaron por la puerta de atrás a periodistas como Daniel Coronell de la Revista Semana.