Y es que a pesar de que un ciudadano, en un acto intolerante, cuestionó públicamente a la ciudadana de por qué realizaba esto, la mujer le dijo que lo hacía porque estaba convencida de su respaldo a Gustavo Petro para la presidencia de las República de Colombia.

"A usted quién le dijo que tenía que cargar esa publicidad", le preguntó el hombre que grababa el momento que cuestionaba a la trabajadora.

La trabajadora de Emvarias le respondió: "Nadie señor".

El hombre insiste y le pregunta: "Por convencimiento propio", a lo que la mujer asiente con la cabeza.

La mujer le advierte al ciudadano que es ilegal que la grabe sin su consentimiento, aspecto que es todo cierto en relación con la legislación colombiana.

El hombre la sigue grabando y le dice que tener publicidad de un candidato en su carrito, es ilegal.

Luego el vídeo fue publicado en las redes sociales, causando diversas reacciones. Algunos calificaron como acoso la actitud del ciudadano que grabó ese momento.

Sin embargo, esa escena fue replicada por el aspirante a la presidencia Gustavo Petro en su discurso de cierre de campaña en la ciudad de Bogotá, quien indicó que la ciudadana trabajadora será su invitada de honor en el día de su posesión como presidente de los colombianos.

"Será mi invitada de honor en la posesión presidencial. La dignidad del pueblo trabajador debe ser aplaudida y respetada", expresó Gustavo Petro en su discursó ante una plaza abarrotada de seguidores.