Narly Gómez Jiménez, una mujer de tan solo 26 años de edad, cumplió ayer 27 de enero un año desaparecida en la ciudad de Popayán, sin que hasta el momento se tenga rastro de lo que le pudo haber sucedido.

Pasado un año de esta desaparición, el Movimiento Nacional de Víctimas de Crimen de Estado, emitió un comunicado por medio del cual revela nuevos detalles y lo que sucedió ese 27 de enero del 2020, último día en el que vieron a Narly.

"Han pasado 365 días y no sabemos del paradero de NARLY GÓMEZ JIMENEZ, es un crimen de Estado, su agresor Ever Geovanny Muñoz, un efectivo militar del ejército nacional con quien convivió por cerca de 10 años previamente denunciado por violencias basadas en género es el responsable de la desaparición forzada", resalta el comunicado del movimiento.

Cabe recordar que el supuesto agresor, fue encontrado muerto en zona rural del municipio de La Argentina, en el departamento del Huila.

Por otro lado, el comunicado del movimiento, expresa que, en la desaparición el agresor "contó con la colaboración activa de su hermana la señora Ruby Muñoz, la inoperancia de la justicia, la ausencia de medidas de protección resultaron en esta tragedia que no cesa, después de un año de la desaparición forzada no tenemos conocimiento de su paradero".

De acuerdo con el comunicado, Narly, denunció ante la Fiscalía General de la Nación (spoa 190016000601201909925 ) los hechos de violencia que venía padeciendo.

"Llama la atención que frente a la grave denuncia, la Fiscalía General de la Nación no adoptó a favor de NARLY ninguna medida de protección, así mismo no se le remitió a medicina legal para una valoración forense. NARLY quedó en una total desprotección y expuesta a todas las agresiones en contra de su vida, integridad personal y libertad que se sucederían", recalca.

Al parecer, un día antes de la desaparición de la joven, el agresor hoy muerto, la agredió físicamente, luego de un encuentro que tuvieron, ya que este era el padre de su hija menor de cinco años de edad, por quien tenían que seguir en comunicación, pese a los hechos de violencia que había sido víctima.

Los nuevos detalles de la investigación

La investigación penal arrojó que el señor Muñoz tuvo contacto con un hombre en el municipio de Timbío al parecer en zona rural en donde pernoto del 26 al 27 de enero de 2020, en este lugar dejo su equipaje.

El día 27 de enero de 2020 en esta casa el militar encerró en un cuarto a la pequeña hija de la víctima. Y se llevó a Narly, hasta la vereda Anton Moreno donde fueron vistos bajando hasta el rio desde las 3:00 pm , esta es la ultima vez que fue vista con vida a Gómez Jiménez.

El comunicado resalta que, los vecinos del sector indican que el efectivo militar subió mojado sin camisa y con rastros de sangre en su cuerpo cerca de las 6 de la tarde. El día miércoles 29 de enero de 2020 el efectivo militar Muñoz, llamó a los familiares de Narly y les informó que el día lunes había ido con la joven hasta el municipio de Timbío, que de ahí la llevó hasta el barrio el Túnel Bajo en la ciudad de Popayán, que la llamó una amiga a su celular y que salió a contestar y que no la vio más, también manifestó que se había llevado a la niña hasta el corregimiento de Guachicono municipio de la Vega Cauca y que se la había dejado a sus familiares.

La denuncia, recalca que, la familia de Narly pudo averiguar que el día lunes 27 de enero, el supuesto agresor alquiló una camioneta y que junto con su hermana RUBY MUÑOZ viajó hasta el corregimiento de Guachicono (La Vega), que en este lugar pretendió regalar a la niña a unos familiares y que no se la recibieron porque no tenía autorización de la mamá, al no poder hacerlo la niña fue dejada donde la madre de EVER MUÑOZ y esta les entrego la menor a los familiares de NARLY.

Se tiene conocimiento por parte de la fiscalía que se movilizaron también en otro automóvil, es decir la camioneta fue utilizada en el entorno de los municipios de Timbío, Sotará y Timbío y que a Guachicono llegaron en un vehículo mas pequeño, en ambos recorridos estaba la señora RUBY MUÑOZ quien al parecer participo de forma activa en la desaparición de NARLY GOMEZ .