El Presidente de ASOINCA, Fernando Vargas, manifestó que el Gobernador del Cauca Elías Larrahondo, es indiferente con la situación de seguridad que viene afectando a varios profesores de los municipios del Cauca.

De acuerdo con el vocero de la agremiación, son más de 40 educadores de municipios del departamento, que están en “condiciones difíciles de seguridad”, razón por la cual muchos han tenido que comenzar a trabajar solamente desde Popayán.

“Nos ha tocado hacer diferentes gestiones con el fin de que les respeten la vida a los profesores, razón por la cual muchos han decidido mantenerse en la ciudad, hasta que hayan condiciones de seguridad para trabajar desde el territorio”, sostuvo Vargas.

“En cada vereda existe una escuela, un docente y muchos de ellos tienen que afrontar esta situación de inseguridad sin tener las medidas que por lo menos les pueda salvar la vida”, indicó Fernando Vargas.

El vocero insistió en que esperan que el Gobernador “cambie de actitud con la agremiación, para así poder discutir los problemas que tiene la educación en el departamento”.