Las autoridades indígenas del Cauca denunciaron que los hechos sucedieron en la vereda Bello Horizonte, Resguardo de Las Delicias.

El coordinador del Tejido de la Vida y los Derechos Humanos de la Asociación de Cabildos Indígenas del Norte del Cauca, Acín, Juan Manuel Camayo, dijo que este hecho se suma al reciente secuestro de cuatro personas en el Resguardo de Tóez.

“Hoy están amenazados guardias indígenas, líderes y la comunidad en general”.

Las comunidades reiteraron la alerta por las acciones que dicho grupo armado al margen de la ley viene ejecutando en sus territorios, amenazas, señalamientos, extorsiones y retenes ilegales.

Ante este panorama, se solicitó acompañamiento a las entidades competentes, y a las organizaciones defensoras de derechos humanos, nacionales e internacionales, para que brinden acompañamiento a la crisis que se registra en la región.