Integrantes del Gaula de la Policía aprehendieron en flagrancia a un adolescente de 14 años de edad cuando recibía la suma de quinientos mil pesos, producto de una extorsión a otro joven.

El caso trascendió cuando los integrantes de este grupo policial presenciaban el pago de dicho dinero como parte de un operativo adelantado producto de la investigación que adelantaron tras conocerse la denuncia de la víctima.

El afectado, un joven de 18 años de edad, empezó a recibir llamadas telefónicas por parte de hoy aprehendido, donde le exigían esa cantidad de dinero para no atentar contra la vida de sus seres queridos. En otras ocasiones las amenazas iban dirigidas hacia él.

“Las llamadas extorsivas eran constantes, por eso la víctima no dudó en acercarse ante el Gaula para denunciar esta situación, por eso se dio inicio a la investigación, donde se recolectaron todos esos mensajes, previa autorización de la autoridad competente”, indicó el comandante de la Policía en el Cauca, coronel Rosemberg Novoa.

Tras reunir todo este material probatorio, los funcionarios del Gaula planificaron la forma de la entrega del dinero: la víctima citó al adolescente en una calle del barrio Niño Jesús de Praga del municipio de Santander de Quilichao.

Por eso, cuando la víctima entregó el dinero al joven, este fue aprehendido inmediatamente por los funcionarios del Gaula que presenciaban dicho momento desde puntos cercanos.  Tras esto, este último quedó a disposición de un fiscal del sistema de responsabilidad penal para adolescentes.

Con este caso ya son cinco personas capturadas o aprehendidas por el delito de extorsión en diferentes municipios del norte del Cauca.