Las diferencias de los salarios femeninos y masculinos en el fútbol

El fútbol femenino está creciendo notablemente. ¿Pero los salarios representan esto? A continuación, te contamos todos los detalles.

Las diferencias de los salarios femeninos y masculinos en el fútbol

Internet está visibilizando notablemente nuevas disciplinas. Por ejemplo, en la actualidad es posible disfrutar de distintas apuestas deportivas sin depósito inicial. Con este objetivo, las personas pueden encontrar nuevas aficiones para aprovechar y divertirse, y esto es algo que ha estado ocurriendo con el fútbol femenino.

Incluso en las redes sociales, muchas mujeres se expresan y siguen distintas disciplinas, como ha ocurrido con la Eurocopa, que ha generado récords de visualizaciones. Por ejemplo, 87.192 espectadores han visto la final desde el estadio de Wembley entre Alemania e Inglaterra, generando un récord importante.

Al fin y al cabo, es la mayor asistencia a una final de Eurocopa masculina o femenina de la historia, aunque las entradas hayan sido más baratas. Ahora bien, ¿y qué sucede con los salarios? Pues que, en Inglaterra, tanto los hombres como las mujeres que juegan para el equipo nacional cobran 2.000 libras por partido desde el 2020.

Sin embargo, la clave está en los clubes, los patrocinadores y las bonificaciones. Por ejemplo, las jugadoras inglesas recibieron 55.000 libras cada una como bonificación para obtener el torneo. Esto suma 1.3 millones en total. No obstante, es menos que la masculina, que hubiera obtenido 5 millones de libras si le ganaba a Italia.

En el plano individual, las diferencias son mucho más notorias. Por ejemplo, la capitana de Inglaterra, Leah Williamson, ganó 200.000 libras en total durante la temporada pasada. Esto es casi 8 veces más que el salario medio de Reino Unido, pero comparado con Harry Kane, el capitán masculino, es una cantidad muy baja.

Lo que hay que saber sobre los ingresos del fútbol

Ahora bien, según lo que indica un análisis de la BBC, una jugadora promedio de la Women’s Super League cobra unas 47.000 libras al año. Este análisis se hizo al revisar los resultados de los equipos de la liga, en función de sus salarios. Cabe indicar que, en el caso de los masculinos, esto es muy difícil de calcular.

¿La razón? Pues que hay futbolistas que negociaron contratos “estratosféricos” para continuar en sus clubes, como sucede con Cristiano Ronaldo en el Manchester United y Kevin De Bruyne en el Manchester City. No obstante, en líneas generales, como mínimo los hombres ganan unas 100 veces más que las mujeres.

La explicación es muy simple: los ingresos no son los mismos. Si bien es lógico que las entradas de los partidos femeninos todavía no son demasiado vendidas, tampoco hubo demasiados esfuerzos por parte de las instituciones femeninas para generar mayores ingresos a las futbolistas y que puedan vivir una vida más digna.

No obstante, está claro que, de cara al futuro cercano, cada vez más empresas decidirán invertir en estas competiciones. A medida que el negocio se vuelva más rentable, seguramente ellas empezarán a percibir un mejor salario.