Es cierto que las movilizaciones en sus inicios se forjaron por reclamos más que justos por parte de la ciudadanía de esta zona del país hacia el gobierno nacional.

"Lamentablemente al día de hoy la connotación es completamente distinta: la situación de orden público y las nefastas consecuencias de los bloqueos para la ya debilitada economía, especialmente en el sur del país, es más que preocupante", expresario varios pequeños comerciantes de Popayán.

Ellos expresaron que: "es muy triste el balance en vidas perdidas, en personas lesionadas, en daños ocasionados. Pero también es justo analizar la grave afectación que esta situación ha causado en el sector empresarial, principalmente de pequeña y mediana escala, en la cantidad de empleos que se han perdido, en las familias que han perdido su fuente de sustento, todo esto sumado a las consecuencias que ha dejado la pandemia".

El sector productivo y generador de empleo en el departamento del Cauca exige que se levanten los bloqueos para no caer en la quiebra total de la economía.

El transporte y abastecimiento de alimentos, de insumos médicos, de insumos para la producción, de combustible, no pueden estar condicionados por un ‘corredor humanitario’.

"Ya es necesario que se abran las vías y se permita el libre tránsito para no seguir ahondando la crisis en las familias caucanas No es justo reclamar derechos a costas de los derechos de los demás", expresaron pequeños y medianos empresarios de Popayán y el Cauca.