En la localidad de Piamonte, en la ‘bota caucana’, alrededor de 2.000 familias no tiene agua potable, a raíz de las fuertes lluvias que ocasionaron varias crecientes en quebradas de la zona, afectando tres sistemas de acueducto.

Frente a este tema, el alcalde Manuel Cuéllar, confirmó que el desbordamiento de la quebrada La Barbasco ocasionó daños en todas las bocatomas y en los acueductos que abastecen del vital líquido a la cabecera municipal, el corregimiento de Miraflor y el regional, que beneficia a 14 veredas de esta localidad.

“Hasta el momento el servicio no ha sido restablecido pues hay afectaciones en las redes, tanques y la tubería. Operarios de la Empresa de Servicios Públicos de Piamonte iniciaron labores para restablecer el servicio en el menor tiempo posible”, según indicó el mandatario de este municipio.

Por esta emergencia, la comunidad de acerca al río para atender sus necesidades, entre ellas la de aseo y alimentación.

El alcalde hizo un llamado a las autoridades departamentales para que atiendan cuanto antes esta situación y les brinden el apoyo necesario para la construcción de la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales, PTAR.