En Popayán, funcionarios de la Fiscalía desmantelaron una banda delincuencial integrada por algunos funcionarios de juzgados civiles y abogados que, mediante maniobras fraudulentas, se apoderaron de mil millones de pesos de los depósitos judiciales.

De acuerdo con funcionarios de la Fiscalía, tres empleados de la rama judicial acordaban con abogados para adelantar maniobras contrarias a las ley y así facilitar el pago de los títulos judiciales, muchos de ellos de procesos que estaban en curso o de ciudadanos que no volvían a saber de estas actuaciones judiciales.

"Era un verdadero cartel, acordaban cumplir con acciones delincuenciales específicas para lograr falsos documentos, como poderes, para lograr que el operador judicial autorizara el cobro de los títulos, en otros casos, falsificaban hasta las mismas resoluciones para cumplir los propósitos irregulares", explicaron los funcionarios de la Fiscalía.

Tras documentar varios de estos cobros fraudulentos, funcionaros  del CTI seccional Cauca adelantaron el operativo para capturar a los integrantes de esta banda, también conocida como 'Proyecto X'.

Entre los capturados se encuentran Jhon Alexander Siachoque Castaño, Diego Fernando López Dorado y Wilmer José Ramírez Rincón, funcionarios de juzgados civiles en la ciudad de Popayán.

También  fueron privados de la libertad los abogados Luis Fernando Villaquirán, Jhon Jairo Salazar Muñoz y Carlos Alberto Mosquera Guerrero, quienes se prestaban para adelantar las maniobras judiciales irregulares.

Luego del operativo judicial, el juez de control de garantías legalizó la captura de las mismas e imputó cargos por delitos como concierto para delinquir, falsedad en documento público, fraude procesal y peculado.

Mañana se conocerá la decisión del juez sobre si envía a la cárcel a los cuestionados funcionarios y abogados para garantizar que asistan al proceso que enfrentan por este caso de corrupción.