Las tres fotomultas que tenía la ciudad de Popayán fueron derribadas por los marchantes, las fotomultas que estaban ubicadas en: El INEM y sector de Campanario al norte de Popayán,  fueron completamente destruidas a piedra y quemadas