La creciente del río Quinamayo en zona rural del municipio de Santander de Quilichao, Cauca, deja como saldo cuatro personas muertas, entre ellas un menor de tan solo tres meses de nacido.

La noticia la confirmó, Oscar Bolaños Sterling, jefe de la oficina de gestión del riesgo del municipio norte caucano, quien dijo que la situación se presentó en el sitio conocido como Brasilia, que pertenece a la vereda de San Antonio.

Entre las víctimas se encuentra otra menor de 12 años de edad y dos mujeres de 22 y 31 años.

"No alcanzaron atravesar el río al otro lado, y es ahí cuando son arrastradas por las fuertes corrientes", indicó el funcionario municipal.

De acuerdo con Bolaños, estas personas vivían en unos cambuches cerca a la zona donde se realizan labores de extración minera.

Así mismo, se confirmó que son personas de nacionalidad venezolana.

Por ahora los organismos de socorro realizan labores de búsqueda de los cuerpos, así como la atención de las familias afectadas por esta grave emergencia.