Integrantes del Ejército Nacional que se encontraban en el corregimiento de Playa Rica, zona rural de El Tambo, fueron obligadas a salir de esta zona.

Las comunidades afirman que se sienten en peligro con la presencia de los uniformados.

Por eso los habitantes se reunieron para solicitar que los militares abandonen su territorio, asegurando que no confían en su accionar y que no permitirán la erradicación de los cultivos, de los que derivan su sustento.

“Lo que la gente defiende es su mata de coca, porque de esto viven las personas, y el Estado acá no ha invertido nada”, dijo uno de los campesinos.

A través de un documento, los manifestantes informaron que además de esto temen que se registren combates con los grupos armados ilegales que hacen presencia en esa zona y terminen afectando a la población campesina, como ha ocurrido en otros municipios.

Las comunidades acompañaron a los militares desde el sector conocido como ‘Tinto Frío’ hasta ‘Costa Nueva’, y ratificaron que solicitarán su salida las veces que sea necesario.

Por su parte el Ejército Nacional a través del brigadier general Marco Vinicio Mayorga Niño, comandante de la Tercera División del Ejército Nacional, lamentó que este tipo de situaciones se vengan registrando en los departamentos de Cauca y Nariño.