En el Terminal de transportes de Popayán fue capturada una mujer la cual viajaba con un acompañante muy particular, se trataba de Simón, un mono ardilla el cual había comprado en Putumayo y lo transportaban hacia el municipio de Santander de Quilichao.

La mujer fue puesta a disposición de la Fiscalía Seccional Cauca por el delito de Ilícito Aprovechamiento de los recursos naturales renovables, delito el cual tiene penas de entre 4 a 9 años de prisión y multas de hasta 35.000 SMMLV, el espécimen fue entregado a la Autoridad Ambiental del Cauca CRC, con el fin de brindarle una pronta rehabilitación y devolverlo a su hábitat natural.

La mujer fue dejada en libertad, teniendo en cuenta que no es reincidente y no tiene antecedentes penales.