"Volvemos a la cruda realidad"

Esta es la reflexión de uno de nuestros lectores, quien se atrevió a plasmar su opinión frente a la realidad de Popayán.

"Volvemos a la cruda realidad"

Muchos ciudadanos de bien lograron disfrutar y compartir en familia en las festividades de fin de año y año nuevo, todo gracias al esfuerzo y el duro trabajo para lograr conseguir para los regalos de navidad o disfrutaron de las festividades de este inicio de año.

Sin embargo, hoy volvemos a la cruda realidad, el incremento en los precios del combustible, los productos de la canasta familiar, los altos costos en las matrículas, los arriendos y, en fin, no queda sino seguir trabajando para sobrevivir.

Hoy, y después del guayabo y la resaca, volverán a ver la misma ciudad en su deterioro y abandono, una malla vial averiada, el caos vehicular en su máxima expresión, el miedo que sienten los ciudadanos al salir a las calles esperando el momento que los roben y ni hablar del atraco del que somos víctimas por parte de las empresas de servicios públicos.

El bolsillo de los payaneses no da para más. O se come o se estudia o se pagan los servicios. Así como están los hogares, están las deudas del municipio de Popayán, muchos seguramente solo hasta el día de hoy se van a enterar que el alcalde Juan Carlos López Castrillón y sus concejales aliados endeudaron a futuro al municipio por 15 mil millones de pesos, un endeudamiento que técnica y financieramente no está soportado, no se sabe en qué se van a gastar esa plática para los once meses que quedan de mandato.

En este proyecto nunca se conoció un estudio previo de cómo será la inversión, no es un plan soportado, serio, que permita ver las obras que se van adelantar.

A esta decisión, tomada por el alcalde y 14 concejales, se suma el lastre de deudas que viene arrastrando nuestra ciudad, un problema de nunca acabar, y lo que es peor, nunca se ve la verdadera inversión en obras que mejoren la calidad de vida de los ciudadanos.

Por fortuna son muchos los que hemos despertado del letargo para ver la realidad social y política de nuestra amada ciudad, ahora nos queda empoderarnos de la facultad de elegir y ser elegidos y decir el rumbo de nuestra región en las próximas elecciones.

Señores alcalde y concejales no se les olvide quién los eligió y cuál fue el compromiso que adquirieron con los ciudadanos.

Destacamos el valor y el compromiso social de los cuatro concejales que tomaron la decisión de votar negativo este proyecto para no endeudar a Popayán, los exhortamos para que siguen trabajando por la ciudadanía, ellos son Rosa Sinisterra, William Campiño, Felipe Velasco y Rosalba Joaqui.

Y es que, en el concejo, 14 de sus integrantes decidieron en contra de la ciudad, mañana será la comunidad la que castigue en las urnas esa falta de compromiso de estos supuestos “dirigentes”.

En nuestra próxima columna haremos referencia del proyecto de acuerdo frente al tema del impuesto predial